Archive for julio 16, 2010

Día 5: Haciendo escala

Ayer nos levantamos ¡¡¡con mucho amor!!! con besos y abrazos porque ¡¡los monitores NOS QUIEREN!! ¡¡¡día del amor!!! ¡¡BIEN!!
Desayuno y un concurso en el que había que fabricar cubos con los materiales que nos daban. Cada grupo tenía una cantidad diferente de materiales. Nosotros solo teníamos cartulinas, un trozo de celo que casi no pegaba y un lápiz sin punta. Este juego representaba el reparto desigual de los recursos de los diferentes paises.
Cogimos las mochilas y nos fuimos andando hasta Pontedeume, una marcha de 5km. Al llegar hicimos actividades en el pueblo para conocerlo y  para conocer mejor a la gente. Comimos en un parque y después de la siesta fuimos a la playa, juegos, bañito, un helado y vuelta al albergue.
Duchas y llamamos a nuestros padres. La cena finalizó con todo el mundo cantando. En el juego de la noche teníamos que salvar el Rainbow Warrior que estaba custodiado por la “Guardia Civil”. Había que liberarlo montados en zodiacs de 3 o 4 personas y hubo más de una caida graciosa y choques imprevistos pero nos lo pasamos muy bien.
La asamblea de la noche fue una de las mejores porque participamos todos y en general nos gustó mucho el día. De momento ha sido el mejor día campamento.

¡¡ESPE!! ESPE!! RANZA!! RANZA!!

Anuncios

Leave a comment »

Día 4: Mirando al horizonte

Nos levantaron a las 9 de la mañana con agua y gritos, desayunamos y fuimos a la asamblea que trataba sobre los piratas de Somalia, leimos un artículo y descubrimos como los medios de comunicación cuentan de forma subjetiva las noticias.
Preparamos las mochilas y nos fuimos al castillo de Andrade donde hicimos escalada, rapel y puños. Brenda, una monitora de greenpeace México, explicó la historia del castillo. Antes de que empezase a llover volvimos al albergue y como llegamos un poco tarde, comimos con mucha hambre.
Después del tiempo libre, hicimos otra asamblea con una lluvia de ideas para la acción y elegimos los roles de cada uno. Aprovechamos un poco de sol para bañarnos en la psicina. Nos vimos obligados a ordenar nuestras habitaciones porque vinieron unos limpiadores muy especiales que si veían algo en el suelo o mal doblado lo tiraban fuera.
Tiempo de duchas y por la noche el juego del Faro de Alejandría, que trataba de meter garbanzos “mágicos” en un cubo mientras que los monis disfrazados de piratas lo custodiaban.
Asamblea de la noche y a dormir.

Leave a comment »